65% DE LOS NIÑOS CON TDAH LO TENDRÁN DE ADULTOS



Según un estudio realizado, el 65% de niños y adolescentes con TDAH continuarán teniendo TDAH de adultos.  Sin embargo, hasta hace relativamente poco tiempo, el trastorno no estaba reconocido en la edad adulta.

Por lo general, en la edad adulta, la hiperactividad es menor y toman más protagonismo los problemas de inatención. Los síntomas nucleares del TDAH en adultos se pueden manifestar de una manera más heterogénea que en niños o adolescentes:

1.Los síntomas de hiperactividad, aunque menos frecuentes en la madurez, se pueden transformar en una actividad constante, con horarios sobrecargados, lo que les hace elegir trabajos que les requieran una ocupación intensa y pueden convertirse en verdaderos adictos al trabajo.


2. La impulsividad les lleva a terminar las relaciones prematuramente, a dejar trabajos, a carecer de paciencia para desarrollar distintas actividades, a pérdidas de control, a conducir temerariamente (con un mayor porcentaje de accidentes), a multas y retiradas de carné o al consumo de tóxicos. Estas manifestaciones de impulsividad impactan negativamente en el ambiente familiar, laboral y social.

3. La falta de atención se manifiesta en las tareas que requieran mantener una atención sostenida en el tiempo y, en general, les lleva a ser poco organizados e inconstantes, lo que les hace menos eficientes y tener más problemas laborales.

El TDAH en adultos se asocia con un riesgo aumentado de otras patologías psiquiátricas; se estima que tienen:

– 5 veces más riesgo de padecer cualquier trastorno afectivo,
– 7 veces más de padecer un trastorno bipolar,
– casi 4 veces más riego de padecer cualquier trastorno de ansiedad
– 5 veces más riesgo para la fobia social
– el riesgo para los trastornos adictivos, drogas o alcohol, es 3 veces mayor que en la población general.
Es importante recordar que se puede tener una vida plena aunque se padezca este trastorno. De hecho, el impacto negativo del TDAH en la calidad de vida de los adultos está estrechamente relacionado con un diagnóstico y tratamiento tardíos.

Hemos comentado en muchas ocasiones la importancia de:

– estar informado para detectar el trastorno,

– acudir a un especialista en TDAH que haga una evaluación clínica para descartar otros posibles trastornos, y

– un tratamiento multimodal adaptado a las necesidades individuales de cada paciente.


Pero no debemos olvidar que un diagnóstico y tratamiento precoces resultan fundamentales a la hora de reducir el impacto negativo del trastorno en la vida adulta.

creditos tdah y tu 
Con la tecnología de Blogger.